carta a mi hija que comienza a crecer

Carta a mi hija que comienza a crecer

Te observo crecer, Miranda, y me encanta el ser humano que he tenido la fortuna de guiar de manera diaria. Disfruto tu risa y tus ocurrencias, tus gritos que me sacan de quicio y esas carcajadas que hacen reír a cualquiera. Admiro esas ganas de comerte el mundo y la perseverancia para lograrlo.

Sin embargo, algo sucede últimamente. Esa complicidad diaria que solíamos tener se va llenando de silencios, miradas y momentos en los que con la simple mención de algo que va en contra de lo que tú piensas me convierto en tu enemiga.

Hija, sé que estás creciendo y es normal esos desencuentros temporales, aunque puedo decirte que me duele y me confunde que se presenten tan pronto. Esperaba ser unos años más la gran amiga y compañera, pero a veces no sé cómo abordar estas reacciones.

Hay días, incluso semanas, en que todo vuelve a ser como antes. Mi niña, te comunicas conmigo y me cuentas cada detalle de tu vida; después sin previo aviso cualquier frase mía que confronte o cuestione algo que estás haciendo te hace reaccionar y me quedo sin armas.

Sé que es una preparación para la adolescencia y me queda claro que es un desencuentro. Si invito al amor, a la inteligencia y a la comunicación lo viviremos de la manera más tranquila posible y en unos años más nos rencontraremos.

Estas líneas las escribo más para mí misma que con la intención de compartirlas contigo. Solo quiero expresar que me duelen esos momentos, aunque sé que no es personal, te escucho y a veces me sumo a una discusión sin sentido. Cuando sé que no tendría que hacerlo y después vienes y me das un beso diciendo lo siento y me desarmas.

Hoy sueñas en con ser mamá y escritora y hoy te digo, desde mi corazón, que si la vida te regala la maternidad entenderás lo que estoy sintiendo y sabrás que vamos aprendiendo y creciendo juntas.

Miranda, ahora que pasan los años y vas dejando de ser mi nena pequeña, solo quiero reforzarte lo mucho que te amo, que puedes confiar en mí y que siempre estaré aquí para lo que necesites. Te quiero, te quiero, te quiero.

Fotografía

Share to Google Plus
Más galerías | Deja un comentario
Esta entrada fue publicada en cartas. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *