Qué esperar de tu primer mastografia

¡Qué esperar de tu primer mastografía!

Llegó el momento de tener tu primer mastografía y no sabes qué esperar, te cuento mi experiencia.

La vida está llena de primeras veces, cuando recién te enfrentas a ellas piensas que estas experiencias tienen un fin, pero los años me han ido enseñando que siempre hay una primera vez para muchas cosas y con los 40 llega la primer mastografía.

No saben cómo me costó darme valor para hacer la cita para el estudio. Cumplí 40 en febrero de hace ya 3 años y no fue hasta octubre del mismo año que me di el tiempo para hacerlo con muchas dudas en mi cabeza.

No sabía que iba a sentir y debo confesar que curvilínea no soy, así que no entendía si iban a poder lograr el estudio con el poco material con el que hay que trabajar. En caso de que tengan la misma duda que yo les digo que sí se puede, te presionan de tal manera que salen todas las imágenes que se necesitan.

Descubrí también que la gran diferencia es la persona que te hace el examen. Tuve la gran suerte de caer con una chica muy amable que entendió perfecto que era la primera vez que me hacía el estudio, así que fue extremadamente paciente conmigo.

El secreto es mantener la posición en la que te acomodan pero es cansado ya que tienes que estar parada, con los brazos en cierta posición y cuando llega la hora presionan tu seno tanto que duele o puedes sentir un poco de hormigueo en el brazo. Trata de aguantar el dolor sin moverte para que no tengan que repetir las imágenes varias veces.

Puedes sentirte un poco mareada, es normal, pero yo te recomiendo que cualquier cosa que vayas sintiendo la compartas con la persona que te esté atendiendo para que no te vayas a llevar un susto.

Después de estas líneas puede que parezca el peor estudio de tu vida, pero solo dura unos minutos al año y el beneficio es de por vida. El cáncer de mama le puede tocar a cualquiera, así que más vale auto explorarnos una vez al mes, ir a nuestra visita semestral o anual con el ginecólogo y  nunca saltarnos la mastografía.

Octubre es también uno de los mejores meses para hacerte el estudio, pues al ser el mes de la lucha contra el cáncer de mama sueles encontrar promociones que hacen que el estudio sea menos costoso. No escatimes con tu salud nunca, busca ir al mejor lugar al que puedas acceder, ya que la interpretación del estudio es muy importante.

Fotografía

Share to Google Plus
Más galerías | Deja un comentario
Esta entrada fue publicada en mujeres, salud. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *