Las personas de confianza de mis hijos

Las personas de confianza de mis hijos

Cada niño debe tener bien claro quienes son las personas confianza a las que puede acudir cuando mamá y papá no están con ellos.

Una persona de confianza es alguien que cuidará de nuestros hijos, actuará si es necesario y vendrá a contarnos a nosotros cuando así se requiera.

Los niños a veces olvidan que pueden acudir a alguien más cuando mamá y papá no están a la mano y es importante reforzarlo. Les cuento lo que pasó en casa.

Mis dos pequeños y una amiguita se quedaron por una hora en casa con la nana de una amiga mía mientras yo tenía que hacer unos trámites.

Mientras no estaba fueron por la amiguita de los niños y la niña se llevó unos juguetes de mi hijo y el adulto encargado de los niños no hizo nada.

Al llegar mis hijos obviamente se sentían confundidos y enojados por los juguetes que no estaban en casa.

El tema de los juguetes se arreglo con una llamada telefónica. Un evento como este mi hizo reflexionar y tener una vez más la plática de los adultos de confianza que ya había tenido con mis hijos antes.

Los niños necesitan saber que deben hablar y expresar cuando algo les molesta y por sobre todo pedir ayuda a sus adultos de confianza.

Es algo muy obvio pero cada niño debe tener muy claro a quien le puede pedir ayuda si mamá o papá no están para auxiliarlos y como puede llegar a estas personas.

En casa los adultos de confianza son los abuelos, una tía especial y la mamá de sus mejores amigos.

En el refrigerador tienen los teléfonos de cada uno y les reforcé la importancia de acudir a ellos si mamá no esta al alcance.

En el colegio tienen a una directora especial, una maestra que quieren mucho y el psicólogo.

Los niños deben saber que pueden confiar y acudir a las personas de confianza en cualquier momento y ante cualquier circunstancia para pedir ayuda, contarles algo que les esta pasando, sea bueno o malo.

Al tener una persona de confianza podemos ayudarlos a cuidarse, a evitar malos tratos y sobre todo a prevenir el abuso sexual.

Hablen con sus hijos acerca de sus personas de confianza, refuercen este tema todas las veces que sean necesarios y enséñeles a sus hijos a poder comunicarse con esas personas.

Enséñeles donde están los números telefónicos de esas personas, como marcar o incluso aprenderse de memoria esos números.

Las personas de confianza no sustituirán a papá o mamá pero reforzaran el equipo para cuidar a nuestros pequeños.

Fotografía

Share to Google Plus
Más galerías | Deja un comentario
Esta entrada fue publicada en crianza. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *