Tecnología aliada o enemiga de la crianza

Tecnología, tu aliada o enemiga en la crianza

La tecnología llego para quedarse y acompañará a nuestros hijos a lo largo de su vida. Ellos nacieron con ella y parece que está diseñada para ellos mientras nuestra generación ha tenido que irla aprendiendo. Sin embargo como padres que hemos vivido  el cambio es válido preguntarnos si la tecnología puede ser nuestra aliada o es nuestra enemiga al criar a nuestros hijos.

La tecnología tiene aspectos muy positivos y se ha demostrado que incluso es buena en el desarrollo de mejores cirujanos y en las artes plásticas pero por otro lado sabemos que puede causar un impacto muy negativo si abusamos de ella y no enseñamos a nuestros hijos a tener límites en su uso, quizá porque tampoco nosotros hemos aprendido a tenerlos.

A continuación podrán encontrar ejemplos de cuando la tecnología puede ser nuestra aliada o no en la crianza de nuestros hijos y en nuestra propia vida.Tecnología aliada o enemigaComo se podrán dar cuenta todo depende del uso que le demos, de la cantidad de horas que la usemos, el horario y la calidad de los programas, aplicaciones o video juegos a los que exponemos a nuestros hijos.

Lo que nos debe quedar bien claro es que ni la televisión, ni las aplicaciones ni los videojuegos deben sustituir el tiempo de juego de los niños ni el tiempo de calidad conviviendo con nosotros.  La mejor manera para que el cerebro de un bebé y un niño madure y se conecte es a base de relaciones afectivas, es decir, un simple abrazo hace que el cerebro de tu hijo se conecte.

Por otro lado debemos empaparnos de la tecnología, nos guste o no. Tenemos la obligación de saber de qué se trata la caricatura favorita de nuestro hijo, cómo se juega ese video juego del que tanto habla y por qué esa aplicación lo puede tener embobado por varios minutos sin que sepamos nada de él.

¿Permitirías que un extraño entrará a tu casa a explicarle los temas importantes a tus hijos? Estoy segura de que la respuesta es no pero al mantenernos al margen de lo que ven, escuchan y juegan nuestros hijos lo estamos haciendo.

La tecnología puede enseñarles a nuestros hijos muchas cosas positivas a través de programas, juegos y aplicaciones de calidad, solo tenemos que acompañarlos en ese proceso para estar ahí contestando sus dudas.

La tecnología también puede generar un momento de convivencia familiar en la que se creen vínculos, les abra el mundo y les permita viajar y los ayude a desarrollar mejor algunas partes de su cerebro. ¿Estás listo para hacer de la tecnología tu aliada en la crianza? Yo creo que sí y me encantaría leer tu opinión al respecto.

Foto © goodluz – Fotolia.com

Fuente: Conferencia impartida por Ana Maria Serrano

Share to Google Plus
Más galerías | Deja un comentario
Esta entrada fue publicada en crianza, tecnología, televisión. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *