Dos años_huggies

Mi producto favorito para enseñar a mi bebé a usar el baño

Cuando tu bebé está listo para dejar el pañal algunas veces las mamás somos las que no estamos preparadas para aceptar que nuestro pequeño o pequeña está creciendo. Los niños van madurando poco a poco y van dando muestra de independencia.

Adicional a esto, muchas veces la primera idea que nos viene a la mente cuando ya están listos para dejar el pañal es el trabajo que esto implicará tanto en paciencia como en horas limpiando los accidentes y lavando la ropa.

La verdad esto no tiene que ser así porque si el niño está realmente listo el proceso es sencillo, otra historia es cuando queremos presionar a que el pequeño deje el pañal cuando aún no está listo. En este caso las regresiones se hacen presentes y algo que podría ser un proceso natural se convierte en una pesadilla para el niño.

Ya hay productos que nos hacen la vida mucho más simple y Huggies Pull Ups® es uno de mis favoritos para esta etapa. Recuerdo lo importantes que se sentían mis pequeños al usarlos y cómo buscaban sus personajes favoritos en sus calzoncitos desechables.

Cuando mi pequeña dejo el pañal el proceso fue muy sencillo para mí, el colegio donde asistía unas horas me apoyo mucho y el día menos pensado recibí una nota en la que me decían que ya no era necesario enviar pañales.

La celebración con la pequeña fue en grande y nuestra elección para la noche fueron los Huggies Pull Ups® y no me arrepiento. Con mucho orgullo fuimos a comprarlos juntas y descubrí que tenían una absorbencia muy buena durante la noche. Después de 6 meses la pequeña ya no los necesito más.

En el caso de mi pequeño la situación fue diferente y comenzamos cuando él estaba listo pero yo no. Esa emoción se la traspasé a mi pequeño y el resultado fue un fin de semana frustrante para ambos. Además decidí probar con calzones entrenadores de tela y no con pull-ups.

Después de 5 cambios de ropa y 3 calzones tirados a la basura porque no tenía ni tiempo ni ganas para lavarlos decidí parar y enfocar todo de manera distinta. Compramos juntos sus pull-ups para niño y comenzamos a utilizarlos como calzones desechables.

Se sentía orgulloso con el cambio y era muy sencillo para él hacer el intento, incluso sin la ayuda de mamá. Una vez más, el colegio me ayudo pues se imitaban y aplaudían los logros al ir al baño. El proceso fue diferente, consiguió ir hacer pipí bastante rápido pero había una parte en él que aún quería pañal.

Una vez superado el ir al baño a hacer pipí, usaba calzones de tela pero cuando quería hacer popo y en las noches me pedía su pull ups con su personaje favorito. Una vez más la resistencia nocturna me impactaba porque como buen niño amanecía con el pañal empapado, pero tanto él como su ropa ¡secos!

Mi hijo se sentía contento e iba aplaudiendo sus propios logros de una manera más confiada y sin frustraciones para ambos. Superamos después el hacer popó en el baño y duramos un año más con pull ups durante la noche.

Como mamás debemos apoyar a nuestros pequeños en esta etapa pero además debemos tener los mejores productos para que sea una etapa sencilla para nosotras y no una etapa que recordemos en la lavandería.

¿Cuál ha sido su experiencia con Pull Ups? ¿Utilizaron algún otro producto? Me encantaría leerlas.

Comparto con ustedes que estas líneas son patrocinadas, todas las opiniones y experiencias son mías y reales.

Share to Google Plus
Más galerías | Deja un comentario
Esta entrada fue publicada en compras, dejando el pañal, recomendaciones niños. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *