Creatividad al alcance

Creatividad al alcance de los niños

La creatividad de los niños es infinita y me encanta como pueden crear cosas de la nada. Las manualidades es una idea genial para permitir a los niños expresarse libremente con diferentes materiales.

Según la edad de mis hijos he ido cambiando el lugar especial para guardar el material para nuestras creaciones y algunas de las reglas para hacer manualidades sin terminar con el sofá de la casa pintado de verde.

Estos cambios han influenciado de manera positiva la creatividad de mis hijos. El otro me sorprendieron con creaciones que pensaba que las habían sacado de un libro, pero lo único que necesitaron fue un poco de tiempo libre y libertad.

¿Qué tan al alcance de las manos de sus pequeños guardan el material de manualidades? ¿Lo pueden tomar ellos solos o necesitan de su presencia? En mi opinión este tema cambia según la edad de los pequeños.

Adoro las tardes de manualidades pero tengo que admitir que siempre he sido bastante clara en las reglas para hacer manualidades sin llevar la casa al desastre:

  • Usamos siempre un mantel especial para la mesa o el piso.
  • Deben usar sus delantales especiales para proteger la ropa o elegir ropa especial para pintar.
  • El material se encuentra siempre en el mismo lugar y debe guardarse al terminar.

Ese lugar ha ido cambiando conforme la edad de los niños, en un principio no estaba a su alcance y solo ponía en la mesa lo que íbamos a necesitar para la manualidad. Según fueron creciendo cambio de lugar pero al principio no podían tomar las cosas sin avisarle a mamá.

Ahora que tienen 5 y casi 7 años las cosas han cambiado, el material está a su alcance y respeten las reglas para crear y mantener la casa en orden. El tener el material a su alcance les ha permitido ser más libres en sus creaciones y en el momento que quieren hacerlas.

Hay materiales que requieren de mi supervisión o ayuda pero en general son libres de abrir el closet, elegir que quieren usar y al terminar guardarlo en orden. Les gusta pintar, crear pequeñas esculturas con masas, pegar diferentes materiales y yo me quedo impresionada con todo lo que su alma guarda y todo lo que pueden crear.

Las invito a cultivar esa creatividad, a que les den libertad con los materiales, siempre y cuando no sean tóxicos y lavables; háblenles de pintores, escultores y de la naturaleza como fuente de inspiración. No tenemos que ser unas expertas en arte para impulsar la creatividad de nuestros hijos.

¿Cuál ha sido su experiencia? ¿Dónde guardan los materiales? ¿Qué tanta libertad para crear tienen sus hijos? Me encantaría leerlas.

Share to Google Plus
Más galerías | Deja un comentario
Esta entrada fue publicada en manualidades. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *