Mamá1002

Agradeciendo ser mamá al 100%

Hoy simplemente escribo estas líneas para agradecer el privilegio que tengo de cuidar a mis hijos y verlos crecer, cerca de mí, día con día. A veces el cansancio y la rutina nos impiden ver lo afortunadas que somos de poder estar cerca de nuestros hijos y acompañarlos en sus días buenos, sus berrinches, sus logros. Simplemente verlos dormir y escucharlos reír.

Ayer salí por la mañana antes de las seis de la mañana y mis pequeños estaban dormidos, me despedí de sus siluetas. Regrese por la noche, casi a las doce de la mañana y solo puede besarlos y arroparlos en su cama. La sensación fue de vació inmenso.

Esta semana entre eventos, trabajo y compromisos tuve que acudir a amigos para que me ayudaran a estar con mis pequeños por las tardes y el día de ayer fue ya demasiado para mí. Las razones todas buenas pero ahora estoy compensando ese tiempo con un tratamiento intensivo de abrazos.

Agradezco hoy, de corazón, el ser mamá que trabaja desde casa. Esta posición tan privilegiada y a veces tan poco valorada. Agradezco ser mamá al 100%, ama de casa, directora de mi propia familia o el título que le quieran dar.

Agradezco poder preparar la comida de mis hijos, poder escuchar sus pláticas a la salida del colegio, sus inquietudes, sus sueños y sus preguntas que a veces me dejan sin habla o me hacen reír intensamente. Agradezco ser la primera en enterarme de un día bueno, del amigo que no quiere jugar con ellos, de su libro favorito y lo que más los hizo reír en el colegio.

Nuestra vida en casa no tiene que ser una limitante para crecer, podemos seguir creciendo como personas, en nuestra profesión o encontrar una nueva actividad que nos apasione y trabajar en ella.

En fin, hoy solo quiero compartir este pleno agradecimiento a mi condición de madre, al privilegio de ver crecer a mis hijos minuto a minuto y lo dejo aquí, como testimonio para los días en que la rutina me pese.

Share to Google Plus
Más galerías | Deja un comentario
Esta entrada fue publicada en reflexiones. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *