Tiempo, tiempo, ¡cómo me haces falta!

Hoy solamente quisiera pedir un poco de tiempo al universo. Voy de un lado al otro y a veces siento que me pierdo. Tengo en mente muchos proyectos y cosas en las que me quiero involucrar pero el día pasa y se quedan mis ideas en el estante de los pendientes.

En ese ir y venir no quiero olvidarme de mi misma ni quiero dejar pasar el tiempo sin concretar mis proyectos personales. Y es aquí otra cosa que quiero pedirle al universo: Paciencia; debo de aprender de la naturaleza que espera el cambio de las estaciones sin inmutarse ni preocuparse, al menos no en apariencia.

Yo necesito esa tranquilidad para saber que estos años en que mis hijos demandan el 100% de mi tiempo pasaran más pronto de lo que me doy cuenta. Están pasando ya demasiado rápido y me encanta vivir cada minuto de la niñez de mis hijos, es solo que llega la noche y mis ideas e inquietudes están ahí pero yo me encuentro demasiado cansada para seguirlas.

Será tiempo lo que necesito o solo un poco más de organización. No, se que necesito organización pero también quiero tiempo, quiero un día para mi misma para tirarme en la cama a meditar, a no hacer nada, a leer un libro sin que nadie me interrumpa, elegir la película que quiero ver, dormir hasta que se me hinchen los ojos.

Se que además de tiempo necesito más organización pero aun así quiero más tiempo. Estoy encantada con el hecho de ser madre, no lo cambio ni por un segundo, solo quiero un poco de tiempo para mi, para poder estar en silencio y en paz.

En fin, espero encontrar en alguna esquina ese tiempo que necesito a gritos y espero volver a mis rutinas en las que me daba, al menos una vez al mes, un día para mi sola. Lo necesito.

¿Qué hay de ustedes, les hace falta también el tiempo?
Share to Google Plus
5 comentarios
Esta entrada fue publicada en organización, reflexiones. Guarda el enlace permanente.

5 respuestas a Tiempo, tiempo, ¡cómo me haces falta!

  1. Anonymous dijo:

    Tiempo solo te pido ver crecer a mi princesa y que mes la oportunidad de que mis metas y suenos pueda realizarlas en el tiempo que tu me digas,tantas cosas que quisiera realizar pero al ver la cara angelical de mi nina que me demanda de su tiempo x un momento mas dejo todo x estar con ella…ese tiempo ya llegara para mi.

  2. Mami Wendo dijo:

    a mi tampoco me rinde el tiempo, se va de prisa y el día no me alcanza para hacer tantisimas cosas que quisiera poner en marcha! En fin, tenemos que aprender a vivir a este ritmo acelerado disfrutando cada instante. Besos y que pases un hermoso día

  3. Gracias por sus comentarios y si tienen razón.

    Tiempo dame tiempo de ver y estar con mis hijos, de poderlos acompañar por la vida y estar ahí cuando me necesiten.

    Gracias.

    Susana

  4. Vida de Madre dijo:

    Al leerlo me identifico con cada palabra y es que me encuentro en esa situación tengo sueños, metas, ideas…pero mis hijos comienzan a crecer y necesitan a mamá ahí con ellos. Yo también quisiera dormir hasta que se me hinchen los ojos, pasar un día sólo con mi YO pero cuando todo esta en silencio…los extraño son parte de mi vida!! Que le hacemos, somos madres abnegadas que damos la vida por ellos pero también nuestra propia vida necesita un tiempo, es de aprovechar cualquier oportunidad del día para aunque sea tener 10 minutos de paz, no son suficiente para aclarar ideas pero si para respirar y seguir la marcha!!
    ¡¡Animo a todas las madres de este blog!!

    • Tienes toda la razón, son nuestra vida y sin ellos nos sentimos perdidas. A darle con ánimo y a buscar tiempo para nosotras mismas que hay temporadas en las que si se puede. Abrazo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *